-15%

9.99 8.49

PIMIENTOS DEL PIQUILLO RELLENOS DE LANGOSTA Y VIEIRAS 250 GR «CONSERVAS ROSARA»

Pimientos del piquillo seleccionados y asados con leña de Haya. Una vez pelados se rellenan con una deliciosa bechamel de langosta y vieiras y terminamos el plato con una estupenda salsa de vino de Rioja.

SKU: 0191000902 Categorías: ,

Descripción

Pimientos del piquillo seleccionados y asados con leña de Haya. Una vez pelados se rellenan con una deliciosa bechamel de langosta y vieiras y terminamos el plato con una estupenda salsa de vino de Rioja. Es un proceso muy laborioso con un resultado delicioso y saludable: solo un 2,3% de grasa. A pesar de que nuestra producción está supervisada por el consejo regulador de la denominación de Origen: pimientos del Piquillo de Lodosa y los pimientos usados para este producto están acogidos a la D.O., el consejo solo reconoce con la contraetiqueta numerada a los pimientos envasados en su jugo (enteros, tiras o trozos) y no los que están ya cocinados

Formato de venta: 1 lata de 250 gr. peso NETO

Información adicional

Peso 300 g

Información del producto

INGREDIENTES: Pimiento del piquillo (38%), caldo de pescado, vieiras (5%), langosta (3%), vino tinto (3%), cebolla, aceite vegetal (girasol), zanahoria, harina, leche, arroz, azúcar, hortalizas, sal, ajo, frutos secos y especias.

Información nutricional por 100 g:

Valor energético: 255,4 kJ/ 61,1 kcal
Grasas: 2,3 g
De las cuales grasas saturadas: 1,3 g
Hidratos de Carbono: 11,1 g
De los cuales azúcares: 3,6 g
Proteínas: 2 g
Sal: 0,86 g

ALÉRGENOS: Contiene gluten, producto lácteo (lactosa), pescado, moluscos (vieiras), crustáceos (langosta) y frutos de cáscara (piñones y almendras).

Conservación y modo de preparación

Conservación: a temperatura ambiente

SUGERENCIAS: Nuestros pimientos rellenos son muy delicados, se recomienda abrir la lata, sacar los pimientos uno a uno con una cuchara y después verter la salsa encima.

Para calentar lo mejor es al baño maría (antes de abrir el envase), al horno a una temperatura media o bien en una cazuela a fuego lento. Se puede presentar con langostino cocido y pelado, nécoras cocidas, cigalas a la plancha y cualquier otro marisco.

Ir arriba